Moroni denunció penalmente al sindicato del neumático y desalojó la sede de Callao

55
La toma del cuarto piso del Ministerio de Trabajo por parte de trabajadores del sector continúa al igual que el acampe sobre la avenida Callao al 114.

El ministro de Trabajado, Claudio Moroni, denunció penalmente al secretario general del Sindicato Único del Neumático (SUTNA), Alejandro Crespo, quien desde el miércoles protagoniza, junto a una delegación de trabajadores, la toma del cuarto piso de la sede de Callao, donde se encuentra el área de Relaciones Laborales de la cartera.

El conflicto inició tras una extensa negociación paritaria no resuelta, que concluyó con el rechazo del SUTNA al 38% de aumento ofrecido por las cámaras empresarias y con la permanencia y el llamado a acampar en el perímetro hasta que haya un acuerdo que satisfaga sus necesidades.

Si bien desde el ministerio aclararon que, por el momento, no habrá orden de desalojo, el titular de la cartera presentó una denuncia penal al tribunal de Comodoro Py en la que notifica que, debido a la permanencia de los representantes sindicales en las oficinas, los empleados que responden a Claudio Moroni se vieron obligados a trasladar sus tareas a sus hogares a través de la modalidad «Home Office». Además, detalla que las reuniones impostergables tendrán sede en el edificio Alem, desalojando la sede tomada.

A su parte, a través del escrito, el ministro solicitó la intervención judicial a modo de arbitraje entre las partes en pugna. Según supo NA, se dieron más de 30 reuniones en el marco de la negociación salarial previo a la toma de las oficinas ubicadas en Callao al 114 y el desgaste del intercambio generó rispideces entre los actores.

En paralelo a la pugna, operan mediaciones, por fuera de los representantes gremiales del SUTNA y ministeriales de Trabajo, que debaten en la búsqueda de torcer y bajar la tensión al conflicto para, en lo inmediato, levantar la toma y el acampe, y además, cerrar paritarias por encima del índice inflacionario. Al momento, el arreglo que deje conforme a las partes parece lejano, y la protesta cumple su tercer día consecutivo.

En las inmediaciones de la cartera, militantes de organizaciones de izquierda con banderas del Nuevo MAS, el Partido Obrero, el MST, entre otras, realizan un acampe junto a trabajadores del sector nucleados en las fábricas Pirelli, Firestone y Fate en solidaridad con el reclamo. Cumplen su tercer día a las puertas del ministerio en respaldo de Crespo y los representantes de la lista Negra del Neumático que permanecen en el interior del edificio.

Distintos sectores de trabajadores se acercaron a prestar su apoyo al conflicto, entre ellos, el titular de la Unión Ferroviaria, Rubén «El Pollo» Sobrero, quien en diálogo con NA expresó: «Estoy acá por la preocupación de ver trabajadores que están en un conflicto en el que han pedido un aumento salarial y con la inflación que hay es algo justo, y con la patronal que está priorizando otra cosas como la importación de neumáticos. Acá es claro que no es un problema tan grave que no puede solucionarse, tenés el ministerio tomado hace dos días y las patronales apagaron la producción. Están jugando en el paro. Tienen la loca idea de reemplazar trabajadores por importaciones«.

En la misma línea, el sindicalista de izquierda contó que mantiene diálogo con Alejandro Crespo y que planteó la necesidad de nacionalizar el conflicto montando un festival que forme parte del acampe. Además, subrayó que las empresas «chantajean» al Gobierno para priorizar las importaciones. «Hay que ver como juega el Gobierno en esta situación. Esto no puede ir para atrás. Lamento que el Gobierno no se ponga del lado de los laburantes porque acá se está discutiendo otra cosa, las patronales discuten cómo chantajear al gobierno para ver cómo entran las importaciones», concluyó Sobrero.

Al momento no hay avances en la negociación, pero el tiempo pasa y los reclamos persisten. Desde el SUTNA aseguran que no levantarán el acampe ni la toma hasta que no haya soluciones para los trabajadores.

Compartir